miércoles, 8 de mayo de 2013

5 días sin fumar


Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!


Na, la verdad es que no. La verdad es que no es como para gritar, pero desde el primer día he querido hacer la gracia sobre lo mal que lo llevo, porque suele ser así, pero la verdad es que no lo llevo tan mal. No lo llevo nada mal, contra todo pronóstico. Y es que no decidí dejar de fumar ni me propuse hacer un esfuerzo sino que, de repente, se me fueron las ganas.
Una mañana me levanté con un dolor en el pecho asqueroso. Ustedes se preguntarán si un dolor puede ser asqueroso. Sí, puede. Es una mezcla de asco con dolor = dolor asqueroso. Me dolía el pecho e imaginaba mis pulmones negros, como en Constantine. Esa escena en la que el diablo le arranca la nicotina de los pulmones para no dejarle morir. Toda esa sustancia negra que parece alquitrán. Bueno, nicotina, alquitrán, en fin, mierdas componentes del tabaco. Entonces ese día tuve ganas de no fumar. Y el siguiente, y el siguiente… Y sin hacer ningún esfuerzo, de repente tuve ganas de no fumar, de no oler el humo, y de sentirme limpia. Es una cosa muy rara sí, pero la verdad es que en estos 5 días no he tenido ganas de fumar, más bien todo lo contrario, ganas de hacer deporte.
La otra noche soñé que fumaba por inercia, por rutina. Soñé que me liaba un cigarro y le daba dos caladas, entonces me daba cuenta de que yo ya no fumaba y me moría del asco y se lo daba a otra persona e iba corriendo a lavarme los dientes. Lo curioso es que no sentía culpa, no había sido más que un acto estúpido por error, por costumbre. No quería fumar. No es que cayera en la tentación después de muchos esfuerzos y luego me sentiera mal. Lo hacía sin pensar, sin darme cuenta. Un amigo que dejó de fumar ya hace meses, me dijo que él tuvo un montón de sueños de este tipo desde entonces. Me dijo unas cuantas cosas. Hablamos de olores. Le pregunté si sigo oliéndole a tabaco y me dijo que ya no. Así que a lo mejor ya se ha ido todo de mí. Pensaba que lo de los olores era una leyenda urbana pero es verdad, ahora todo huele a algo, TODO, todo huele. Es un poco insoportable.
Pero también es lindo =) 







Me están entrando muchas ganas de volver a ver esta peli, la vemos?  =D


5 comentarios:

  1. Proximo paso: hacerse vegeta.

    ResponderEliminar
  2. jajaja justo lo que estaba pensando! ¬¬

    ResponderEliminar
  3. luego fumas uno a la semana y te sienta mejor

    ResponderEliminar